TodosUnoTV

TodosUnoTV Deportes

TodosUno Eventos Multiplataforma




 
  06-02-2023
 

Primera C - Fecha 2: Central Córdoba… Más sombras que luces. Por Pablo Ardían Strafaccio



 



En principio todo empate traído desde Buenos Aires puede ser visto como positivo, pero el partido en sí me dejó una sensación más cercana a la pérdida de dos puntos que a la obtención de uno. Es que nuevamente Central Córdoba se pone en ventaja pero no logra sostenerla y de no mediar la excelente actuación de su arquero Alejandro Dianda, que parece afianzarse como titular, bien pudo haberse repetido la misma historia del partido anterior ante San Martín de Burzaco.

Entre las sombras que envuelven a nuestro equipo debemos señalar que en concreto se ha obtenido un punto sobre 6 jugados contra equipos que no parecen vayan a ser de los que compitan por alguno de los tantos ascensos que este año proporciona la cambiante estructura de los torneos de AFA. Pero la más negra de las sombras la conforma la falta, hasta el momento, de una idea clara sobre a qué juega Central Córdoba.

Vizcarra apostó para el primer partido de visitante a una línea de tres y hablando con todo el derecho que me da el haberme declarado franco enemigo de ese dibujo táctico en una nota que publiqué antes de que comience el torneo, debo desgraciadamente ver que una vez más se confirma mi postura. La línea de 3 disfraza de ofensivo un juego que termina siendo ultradefensivo, porque tan sólo con que el rival juegue con dos punteros o carrileros bien abiertos, los marcadores de punta no pueden pasar al medio campo como sería la idea inicial y se convierte en una línea de 5 dónde queda sobrando y mal parado el tercer marcador central. Todo se agrava cuando los dos 5 juegan más pegados a la línea de defensa que a la de ataque. Corolario, son 8 jugadores en defensa estacionados muy lejos del enganche y los dos puntas. La estratagema de la línea de 3 sólo puede servir cuando el rival plantea un esquema muy defensivo, ya sea desde el inicio cómo desde que logra una ventaja, en esos casos suelen colgarse todos del travesaño dejando un solo delantero de punta y allí sí no se justifica tener 4 defensores para marcar 1 solo ofensivo. Es decir, puede ser una variante para determinados momentos pero no para tenerla como una manera constante de juego.

Habrá mi legión de suspicaces lectores notado que evite dar apellidos de jugadores, es que cuando la partitura es mala, por más talento y esfuerzo que pongan sus ejecutores la música siempre sonará cacofónica.

Otras de las sombras envolventes es la inexplicable reticencia de nuestro DT a realizar los cambios en el momento necesario. Estamos jugando en verano, tenemos un plantel con jugadores por sobre la barrera de los 30 años y con la nueva modalidad de dar muchos minutos de descuento en ambos tiempos se juegan partidos de 110 minutos. Pero toda esta problemática encuentra su contraparte en la posibilidad de hacer 5 cambios para renovar energías, detalle que es ignorado por el técnico charrúa. En el partido jugado en Villa Devoto a los 20 del segundo tiempo eran varios los jugadores rosarinos que daban muestras de agotamiento físico, aclaro que no estoy hablando de mala preparación atlética sino que habían corrido mucho y las piernas no respondían. Di Vanni, un enorme jugador para la categoría que una vez más demostró toda su jerarquía de goleador, junto con Príncipe habían metido piques y presionado la salida mientras tuvieron piernas, en el medio Musso y Bracco ya arrastraban los pies por el césped del Enrique Sexto, Lalo Pérez no podía trepar más por derecha y además, cómo ocurrió la fecha pasada, el técnico rival si realiza la mayoría de los cambios, así que ellos con fuerza renovadas y nosotros al borde del agotamiento físico.



El técnico del CC hace ingresar a Kaial por Mustachi a los 65 minutos, esperemos que haya sido por cansancio y no por alguna lesión de esas que tanto afectan a nuestro jugador más talentoso, pero demora muchísimos los demás; a los 75 ingresa Ortiz por Príncipe y a los 85 Echezarreta por Di Vanni y Barbosa por Bracco. Creo que es algo que el cuerpo técnico debe repensar, porque cuando se habla de cerrar partidos no significa necesariamente poblar el área propia de defensores, esa superpoblación permitió el empate de Lamadrid, sino también ingresar delanteros frescos y veloces que puedan aprovechar los espacios que brinda el rival en su búsqueda por empatar y además su sola presencia contiene la constante proyección de defensores al ataque. Contra Lamadrid tuvimos un espacio de tiempo en dónde daba la sensación que con lograr un buen pase en profundidad se pondría un delantero mano a mano con el interminable Cachete Acosta, pero no había piernas para meter un pique más y los cambios no llegaban.

Entre las pocas luces, la entrega y compromiso de los jugadores que dejan hasta la última gota de energía, la gran actuación de Dianda en el arco, la aún mejor actuación de Tolosa jugador que estuvo a nada de abandonar la institución y que es un lujo para la C ya que juega siempre bien lo pongan de marcador de punta, carrilero o delantero por izquierda, el olfato de gol de Di Vanni y el talento de Mustachi que durmió a todo el equipo carcelero cuando ejecutó rápido una falta en media cancha metiendo un pase en profundidad que terminó en gol.

Tratando de ser positivos, nos aferramos a que esto recién empieza y por eso utilicé la metáfora de las sombras porque por más que parezcan muy densas alcanzan con que se enciendan algunas luces, especialmente en el cuerpo técnico, para que las mismas se diluyan y brille la esperanza.

El Agrio - Pablo Adrián Strafaccio

 

 





Autor: Pablo Adrián Strafaccio
Visitas: 503

 






 

 

Oslo 381 -Lomas de Zamora- Bs.As. - Argentina

Director General: Eduardo Piedrabuena

Direccion de Email: info@todosunotv.com.ar


TodosUnoTV



TodosUnoTV


TodosUnoTV Deportes

TodosUnoTVPlus


TodosUno Eventos Multiplataforma

 

Prohibida su reproducción total o parcial, todos los derechos reservados ecoestadistica.com

Seguinos en